Declaración Ambiental de Producto: ¿Cómo afecta a tu empresa?

La Declaración Ambiental de producto DAP otorga información en base a hechos corroborados sobre el rendimiento ambiental de los productos y servicios de las empresas. Son una certificación muy útil para los consumidores a la hora de comparar productos. 

La DAP es una garantía, proporciona la certeza de saber que se trata de un producto certificado como sostenible y, por tanto, el consumidor sabe que la empresa está comprometida con el medio ambiente y la salud del planeta ya que en todo momento el producto se ha manufacturado de forma respetuosa.

¿Cómo se obtiene una Declaración Ambiental de Producto?

Para obtener esta declaración los productos se someten a una “auditoría”, un Análisis del Ciclo de Vida del producto donde se estudian las entradas y salidas de recursos y residuos e impactos ambientales que se generan en cada etapa del producto desde su creación hasta su reciclado. 

La DAP analiza diferentes categorías de impacto ambiental:

 

¿En qué influencia la DAP a la empresa?

Por tanto, de cara a la empresa la DAP es un sello de confianza que genera credibilidad a nivel ambiental y funciona como una muestra de transparencia con los consumidores y de compromiso ambiental. Además, esta declaración facilita en gran medida la exportación de productos a países desarrollados ya que aseguran el cumplimiento de la normativa correspondiente.

Por último, el Análisis del Ciclo de Vida de Producto permite conocer en profundidad todas las áreas del ciclo productivo facilitando la puesta en marcha de mejoras potenciales sobre el producto y sobre todos los departamentos e instalaciones que intervienen en la fabricación.

Así, productos como los sistemas de embalaje Green Box se ven beneficiados al obtener la Declaración Ambiental de Producto en el Sistema THE INTERNATIONAL EPD® SYSTEM con amplio reconocimiento a nivel global.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *